Foto: Venevisión.

Según la empresa Consultores 21 de Venezuela, desde cuando Nicolás Maduro asumió la presidencia, cuatro millones 600 mil personas se han ido de ese país. Es casi el 20 por ciento de la población del país, estimada en 31 millones de habitantes, el que habrá emigrado.

A lo largo de la historia, Venezuela ha recibido a millones de personas de América Latina –comprendiendo el continente y las islas caribeñas-, Europa, Medio Oriente y Asia.

AutopautaVamos a la FilBo 2019 con Rafael Pombo

Por diversos motivos históricos, políticos, económicos y sociales Venezuela ha tenido migrantes de África, del Caribe, entre los que predominan haitianos, dominicanos, trinitianos, guayaneses y cubanos. De Europa, principalmente por las Guerras Mundiales y los conflictos internos, llegaron alemanes, italiano, españoles, holandeses, portugueses, polacos, eslovenos, húngaros, rumanos, escandinavos y rusos.

Pero también ha tenido migración latinoamericana de Colombia, Ecuador, Perú, Argentina, Chile, México y Panamá, especialmente.

Ciudadanos de Estados Unidos y del Canadá también han tocado tierra venezolana en grandes cantidades. Y del Asia chinos, japoneses, surcoreanos, judíos, libaneses, sirios y árabes, se fueron a vivir al país de Simón Bolívar.

Los primeros migrantes, desde luego, fueron españoles y africanos en la época de la conquista y en 1807 se establecía que el país tenía 976 mil habitantes, de los cuales unos 58 mil eran negros.

El dictador Juan Vicente Gómez, a comienzos del Siglo XX, no fue amigo de recibir a los foráneos porque le podrían llegar con ideas contrarias a sus intereses personales, pero luego personalidades como Arturo Uslar Pietri, polímata venezolano—era abogado, periodista, escritor, productor de televisión y político—sostuvo la tesis según la cual era necesaria la migración para preparar en artes y oficios a sus connacionales.

Por la Guerra Civil, unos 36 mil españoles arribaron a Venezuela y después de la II Guerra Mundial se calculó que un millón de europeos los que estaban viviendo en ese país.

En 1980 se estimaba que unos 60 mil caribeños se habían instalado en Venezuela. Con la llegada de dictadores como Rafael Leonidas Trujillo, cientos de dominicanos se trasladaron a esa nación, entre ellas, Billo Frómeta, quien después marcara toda una historia musical con sus orquestas.

Cuando Fidel Castro asumió el poder en Cuba en 1959 una gran cantidad de cubanos determinaron ubicarse en Venezuela. Entre ellos, por ejemplo, la cantante y actriz María Conchita Alonso y el preparador de reinas Osmel Sousa.

Según estadísticas venezolanas, entre 1948 y 1961, 920.000 españoles, italianos y portugueses, cuando el país apenas contaba con entre 5 y 7 millones de habitantes. La comunidad lusitana ascendió a 550 mil, la musulmana –libaneses y sirios– a 500 mil y hasta hace poco, había 500 mil chinos.

Unos 170 mil portugueses también habitaron Venezuela.

Debido a la bonanza petrolera en ese país y los problemas internos –violencia, falta de oportunidades laborales—unos 700 mil colombianos se fueron a Venezuela, según el Censo del 2011 del Instituto Nacional de Estadísticas de ese país.

En los años setenta con el ascenso al poder del dictador ecuatoriano Guillermo Rodríguez Lara unos 190 mil habitantes se trasladaron a ese país. Unos 110 mil peruanos alcanzaron a llegar antes de los gobiernos de Chávez y Maduro.

Durante la dictadura de Rafael Videla en Argentina, unos 70 mil ciudadanos se reubicaron en Venezuela.

Debido a la actual crisis venezolana, muchos de esos migrantes han tenido que retornar a sus lugares de origen, abandonando propiedades, empresas y residencias, sumándose a lo que se ha llamado como la diáspora venezolana.

PublicidadVamos a la FilBo 2019 con Rafael Pombo