Eugenio Echeverria / Foto de UNIMINUTO Radio

Durante ICPIC 2019 se presentaron diversidad de ponencias, exposiciones y charlas basadas en la filosofía y su relación con los niños, a través de la propuesta de Eugenio Echeverria se busca que esta rama del conocimiento se convierta en un proyecto de vida con valores y ética.

El director del Centro Latinoamericano de Filosofía para Niños dio a conocer cómo enseñar la filosofía de manera práctica y vivencial y no como muchos la ven de manera teórica, compleja, pesada, “La naturaleza de la filosofía se presta para ser enseñada sin exigir que se aprendan las cosas de memoria, que repitan en un examen sino que los conceptos son controversiales, no son fáciles pero son importantes para conocer en cualquier edad y todo tiene que ver con aspectos que nos afectan a todos. Por esa misma naturaleza el docente se puede convertir en un mediador, en un facilitador de la comunidad de diálogo con objetivos muy claros”.

Feliz Navidad y venturoso 2020 les desea UNIMINUTO Radio

Según Echeverria el desempeño de los jóvenes en los colegios depende mucho de cómo asimilan y aplican la filosofía en sus vidas y del cómo la aprenden en los primeros años escolares, “Que los niños y adultos realicen y practiquen habilidades de pensamiento que están bien definidas, y a partir de preguntas de seguimiento van obligando a que los estudiantes practiquen habilidades y que vayan construyendo conceptos filosóficos y así mejoran su comprensión lectora que traerá como consecuencia su desempeño escolar”.

Muchos han vivido la experiencia que cuando se escucha que se va a recibir clases de filosofía en el colegio, se piensa que únicamente se dictará teoría y autores. Eugenio Echeverria, les envía un consejo a los maestros de esa materia para que conviertan sus clases en una experiencia de vida, “La clase de filosofía se debe convertir en algo que sea armando un proyecto de vida razonable y significativo y así estén equipados para tomar decisiones en su vida”