Cuando se trata de la corrupción, no hay límites en la sociedad contemporanea.

Eliana Herrera, decana de la Facultad de la Ciencia Comunicación de UNIMINUTO, conversó con Carlos Cantor en el programa “El último café” sobre un tema que compete a todos: la corrupción.

Esta realidad se puede observar desde distintos ángulos, pero en líneas generales todo comienza en el ámbito microsocial de la familia. Es allí donde aprendemos valores, actitudes y formas de relacionarnos socialmente, tanto desde los derechos como especialmente de los deberes y responsabilidades.

AutopautaEstrenol
Conversación con Eliana Herrera, decana de la Facultad de la Ciencia de la Comunicación de UNIMINUTO

En el ámbito academico se puede apreciar casos realmente preocupantes. Herrera hace relación a una una situación en particular en la ciudad de Barranquilla donde hubo fraude por parte de los estudiantes, y algunos de los padres de familia, defendieron a ultranza a sus hijos sin tener encuenta la gravedad del asunto. Ese tipo de acciones han hecho carrera en nuestro país y por ello el famoso “usted no sabe quién soy yo”, es la respuesta descarada del uso de un supuesto poder que es capaz de generar todo tipo de corrupción.

“Es impensable que los padres apoyen a sus hijos cuando cometen faltas dentro del plantel educativo, befeciando sus acciones sin tomar medidas frente a ello” asegura la decana. Desafortunadamente los padres han dejado de asumir su rol y han responsabilizado a los medios de comunicación y docentes de la formación de sus hijos, agregó.

Esta y otras apreciaciones sobre la corrupción que nos ahoga en el mundo, son el tema de esta conversación en Uniminuto radio.

Ficha de búsqueda
Cuando se trata de la corrupción, no hay límites en la sociedad contemporánea.
Nombre del artículo
Cuando se trata de la corrupción, no hay límites en la sociedad contemporánea.
Descripción
Eliana Herrera, decana de la Facultad de la Ciencia Comunicación de UNIMINUTO, conversó con Carlos Cantor en el programa “El último café” sobre un tema que compete a todos: la corrupción.
Autor

PublicidadVamos a la FilBo 2019 con Rafael Pombo