Foto tomada de: Razón.org

Nueva polémica surgió en Bolivia tras una firma por parte del presidente Evo Morales. Se trata de la modificación de un decreto en el que autorizan ampliar las áreas de uso agropecuario en cuatro millones de hectáreas en el departamento del Beni.

Los cambios se aplican al Decreto Supremo 26075 sobre las Tierras de Producción Forestal Permanente que permite desmonte de actividades agropecuarias en tierras privadas y comunitarias, además de permitir la quema controlada. Una decisión que se aplica en Santa Cruz de La Sierra y que ahora se prolonga en Beni.

Feliz Navidad y venturoso 2020 les desea UNIMINUTO Radio

Según el medio de información de la Federación de Ganaderos del Beni, donde fue publicado el polémico decreto el 9 de julio, la norma permitirá que las actividades de desarrollen hasta en cuatro millones de hectáreas.

“Es una catástrofe ambiental” dice el responsable de Investigación del Centro de Documentación e Información Bolivia (CEDIB), Pablo Villegas y quien además explica que la decisión del gobierno permitirá expandir el sector agropecuario en zonas no adecuadas y en principal en áreas forestales.

En el departamento del Beni ya existía un decreto el cual mencionaba las zonas en las que se podría llevar a cabo las actividades agropecuarias. Sin embargo, ahora con esta norma firmada por el presidente, será modificadas y permitirá que muchas de las áreas se vean afectadas.

“Esto avanza sobre tierra no agrícola. La Ley anterior frenaba este crecimiento para quienes quieren deforestar y realizar actividades de ganadería y agricultura extensiva como la soya en cualquier territorio. El crecimiento agropecuario está ocasionando deforestación”, dijo Villegas.

El investigador afirma que la mayor preocupación que tienen es que más del 90 % del agua que abastece al país proviene del río Madera, ubicado en el departamento amazónica donde van a realizar dichas actividades. Además, los bosques de esta región son los que evitan inundaciones.

“Estuvimos gestionando la norma porque en el Beni no podíamos cambiar el Plan de Uso de Suelo (Plus) que consideraba 10 millones de hectáreas como área forestal permanente. Sin embargo, mediante análisis satelitales recientes sabemos que solo son 6 millones de hectáreas para uso forestal”, aseguró Abdon Nacif Abularach, presidente de la Federación de Ganaderos del Beni (Fegabeni).

Sumado a esto, expertos están preocupados por el incremento de deforestación en el país, el segundo entre las naciones con mayor pérdida de bosques en América Latina.

Un mapa elaborado por MapBiomas Amazonia, presentado en marzo del presente año, también muestra la cantidad de bosques que perdió Bolivia y el panorama no es alentador. Los campos agrícolas aumentaron a más del doble entre los años 2000 y 2017, pasando de tres millones de hectáreas a inicios del siglo a más de seis millones y medio para el final del periodo analizado.

“Lo que temo es que el gobierno insistirá en incrementar la superficie agrícola, una apuesta equivocada. Habrá tendencia al crecimiento de monocultivos comerciales, como la soya, que no satisface necesidades internas”, preciso Gonzalo Flores, ex representante de la Organización de las Naciones Unidas para al Agricultura y la Alimentación (FAO).

Ficha de búsqueda
Norma en Bolivia que pone en riesgo la Amazonia
Nombre del artículo
Norma en Bolivia que pone en riesgo la Amazonia
Descripción
El presidente Evo Morales dio vía libre para ampliar la frontera agrícola y ganadera en el departamento del Beni.
Autor
UNIMINUTO Radio
UNIMINUTO Radio
Publisher Logo