Los organismos subterráneos están muy lejos de la luz solar. No realizan fotosíntesis sino quemosíntesis y obtienen nutrientes a partir de los minerales. Imagen: GETTY IMAGES

Esta investigación se realiza desde hace 9 años y ya se está acercando a su fin, debido a que los investigadores perforaron el lecho marino a profundidades de 2,5 kilómetros y hallaron abundantes formas de vida desconocidas que persisten allí en las más severas condiciones de temperatura y presión extremas.

Más de 1.200 científicos de 52 países aportaron datos a este proyecto que estudia la vida bajo la superficie terrestre y los primeros resultados fueron presentados esta semana en el encuentro de la Unión Estadounidense de Geofísica, en Washington DC.

Rick Colwell, especialista de la Universidad Estatal de Oregón (EE.UU.), indicó al respecto que la biósfera profunda de la Tierra es masiva y calificó estos recientes hallazgos como un ecosistema muy emocionante y extremo, añadiendo que “hay una diversidad genética de vida debajo de la superficie, que es al menos igual y tal vez supere a la que está sobre ella, y no sabemos mucho al respecto”.

Le puede interesar: “Tratos crueles e inhumanos” se siguen presentando en Nicaragua, dice informe de ONG

Karen Lloyd, de la Universidad de Tennessee (EE.UU.), señaló a The Guardian que “es como encontrar un nuevo reservorio de vida en la Tierra, una parte inmensa de la vida está dentro de la Tierra y no encima de ella”, resumió la investigadora.

Concluyen los expertos que “cerca de 70 % de las bacterias y arqueas de nuestro planeta viven bajo tierra, y que este ecosistema subterráneo equivale a entre 15.000 y 23.000 millones de toneladas de carbono”.