Escucha nuestras emisoras: 🔊 AUDIO EN VIVO |

Escucha nuestras emisoras: 🔊 BOGOTÁ 1430 AM | 🔊 TOLIMA 870 AM | 🔊 SOACHA | 🔊 NEIVA |

¿Quién vela por la seguridad del papa?

Recuento histórico de las veces en que un "obispo de Roma", ha recurrido a la defensa de un ejército para su protección.

Desde el 21 de enero de 1506, la seguridad del papa está a cargo de la Guardia Suiza creada por Julio I, para que se encargara de custodiar al Prelado de Roma en el Estado más pequeño del mundo, y desde el 4 de octubre de 1965, fecha en que un papa realiza por primera vez una visita fuera del Vaticano, cuando lo hizo San Pablo VI a Nueva York para intervenir en la sede de las Naciones Unidas, un primer anillo de seguridad de ocho guardas acompaña al papa en los viajes.

“Es verdad que siempre está el peligro de que haya un loco. Eh, sí, que haya un loco que haga algo, pero también está el Señor”: Estas palabras son del papa (Conferencia de prensa 28 de julio de 2013). Los papas, que no pocas veces han experimentado de cerca “sombras y peligros”, no han estado de acuerdo con las barreras que los separan del pueblo, y al decir del papa Francisco prefiere “correr el riesgo de la otra locura. Prefiero esta locura: fuera. La cercanía hace bien a todos” y hace falta «el olor de las ovejas».

- Patrocinado -


Pruebas de fuego ha soportado la gendarmería vaticana, la más dura fue el 6 de mayo del 1527, cuando varios de ellos sacrificaron su vida durante el saqueo de Roma; otra el 13 de mayo de 1981, en la catequesis de ese miércoles de primavera, a las 5 de la tarde, la plaza de San Pedro estaba inundada de fieles: de 30 a 40 mil romanos y peregrinos. El papa entró en la plaza en su “jeep” blanco y pasó, como siempre, junto a las vallas saludando a los presentes. Apenas había terminado de dar la primera vuelta, cuando sucedió el atentado que lo tuvo varias semanas hospitalizado en el “Policlínico Gemelli”. En la Catequesis del 13 de mayo que pasó a la historia y que no llegó a celebrarse recordó que “Durante los siglos, desde sus orígenes hasta hoy, la Iglesia se ha encontrado y confrontado siempre con el mundo y sus problemas”. Benedicto XVI quizá experimentó un sólo caso de peligro cuando una “mujer vestida de rojo”, saltó la barrera y se arrojó hacia él, y el papa Francisco en la Nochevieja del año pasado cuando el manotazo a una mujer que lo jalaba con fuerza, evento que dio para cuestionar seriamente su seguridad, máxime cuando los guardaespaldas estaban a pocos pasos.

En los viajes del prelado de Roma todo está cronometrado; la seguridad de aquí, la seguridad de allí; cuando viajó a Colombia se dispusieron 30.342 uniformados de la Policía Nacional para protegerlo.

Los más de un centenar de los vistosos “soldados de Cristo” con sus coloristas uniformes que llaman la atención, deben reunir exigentes requisitos para ingresar a prestar un servicio temporal y honorífico, desempeñando su tarea con suma diligencia, discreción, profesionalidad, entrega y amor, apoyados por la gendarmería vaticana, están al servicio del Papa, la Curia Romana y del Estado de la Ciudad del Vaticano,  vigilando lugares que tienen una grandísima importancia para la fe y la vida de millones de peregrinos.

@luforero4

Si usted tiene algo qué decir o agregar a este artículo, escriba un correo electrónico a: radio@uniminuto.edu

Lo más leído

Noticias recientes