Respete los límites de velocidad, las señales de tránsito y acate las indicaciones Foto/Seguimiento.co

Cerca de 30 mil uniformados estarán presentes en las carreteras del país, la Policía Nacional, a través de la Dirección de Tránsito y Transporte, se preparan para recibir uno de los fines de semana con mayor flujo de vehículos por los corredores viales.

Se tiene previsto que antes y durante la noche de Navidad, se movilicen 3’587.770 automóviles en el territorio colombiano.

El departamento de Cundinamarca se destaca con el mayor número, más de 1 millón automotores. Por su parte, Bogotá encabeza el listado de ciudades con un aproximado de 350.000 vehículos en circulación, según los registros de años anteriores

Las autoridades aseguran que el desplazamiento masivo dará inicio desde hoy 22 de diciembre y se extenderá hasta el 24 de diciembre, día en el que saldrán los últimos viajeros.

Los operativos de vigilancia y control que realizarán los agentes de tránsito, estarán dirigidos a las normas que se deben cumplir con los límites de velocidad, para lo que se tiene previsto controles rigurosos e integrales sobre cumplimiento de las normas de tránsito para evitar siniestros viales y reducir la cifra de muertos.

Estos controles de tránsito se realizan teniendo en cuenta que el año pasado, para esta misma época, se registraron 36 víctimas.

Para dar con el cumplimiento de este propósito, además de las cámaras de detección electrónica de velocidad que ya se encuentran en funcionamiento, la Policía ubicará áreas móviles de control integral con el fin de verificar el estado técnico-mecánico de los automotores, estado de sobriedad de los conductores, el uso obligatorio del cinturón de seguridad y los respectivos documentos del vehículo y el conductor.

Un factor muy importante es que también se habilitarán puntos para que los conductores puedan hacer pausas activas, teniendo en cuenta que la mayoría de viajeros realizan desplazamientos de varias horas y necesitan un pequeño descanso.

Para los vehículos de carga pesada, se tendrán zonas específicas en donde se medirá el estado de los frenos y la dirección y, en general, para detectar si existe alguna anormalidad.

Por otra parte, en las terminales de pasajeros se tendrán controles permanentes para verificar las condiciones mecánicas de los buses que tengan todos los papeles requeridos y al día, y que los conductores se encuentren en condiciones físicas óptimas para manejar, es decir, lo que se refiere a embriaguez y horas de sueño.

Se verificará también que no tengan sobrecupo, esto con el fin de no generar ningún tipo de accidente, también se realizaran operativos y se aplicarán sanciones a quienes practiquen el transporte ilegal, ya que este representa un riesgo tanto para pasajeros como para conductores.